Viajes

14 oct. 2011

PEÑA CORTADA



Noche del 11 al 12 de Octubre 2011


Hablando hace unos día con el amigo Pep Iglesias de Flickr, me comentó que le gustaría salir a hacer fotos nocturnas y si surgía la ocasión que le avisara. Como el martes había casi luna llena, le propuse acercarnos  a Chelva para tomar algunas del acueducto romano de la Peña Cortada y aceptó en el acto. Quedamos en Valencia a las 10 de la noche y sobre las 11 llegábamos al lugar en cuestión. Primero nos dedicamos a sacar fotos de los restos que hay en la rambla de Alcotas para luego desplazarnos al barranco de la Cueva del Gato y tomar unas cuantas más del acueducto desde abajo. Aquí la perspectiva es muy reducida debido a lo estrecho del lugar, encajonado entre paredes de unos 20 metros de altura y con una anchura entre 2 y 5 metros en el cauce. Algunos problemillas con el disparador de mi cámara hicieron que pronto nos fuésemos a la parte de arriba, donde se pueden sacar fotos con un campo más amplio y comienza la zona de túneles.
Casi sin darnos cuenta se nos hicieron las 4 de la madrugada, apenas hacía frio y la luz de la luna le daba al lugar un encanto especial. En fin, una experiencia interesante que nos ha servido para conocer un poco mejor esta técnica y seguro que nos amima a repetir en más ocasiones.





Sobre los términos de Tuéjar, Chelva, Calles y Domeño se encuentran los restos de una colosal obra romana, el acueducto romano de Peña Cortada. Éste fue trazado con distintos sistemas de conducción de aguas que, desde su origen en el río Chelva, salvan grandes escollos topográficos. La longitud de los restos hallados es de 28,6 kilómetros, siendo su entidad comparable con los acueductos romanos más relevantes de España: Segovia, Les Ferreres de Tarragona y Los Milagros de Mérida.
Sus espectaculares restos han sido objeto de mención por parte de eruditos, viajeros e historiadores, que han formulado distintas hipótesis sobre el ignorado destino final de sus aguas. Desde Pedro Antonio Beuter en su Crónica general de España y especialmente de Valencia (1546-1550), donde alude a unos gruesos caños de Chelva; Gaspar Escolano, en Década de la Historia de Valencia (1611), amplía la información de Beuter, considerando que su destino final sería Llíria, aunque otros lo situaban en Sagunto; Vicente Marés, en La Fénix Troyana (1681), habla de «los arcos de Chelva» que llevan el agua a Sagunto, pasando por Villar de Benaduf y los llanos de Llíria, razón por la cual algunos pensaban que su destino final era la antigua Edeta; José Antonio Cavanilles, en Observaciones del Reino de Valencia (1795), señala que el acueducto terminaba antes de llegar al Villar de Benaduf; Alexandre Laborde, en Voyage historique y pittoresque d'Éspagne (1806-1826), no comparte la opinión de que su destino fuera Sagunto o Llíria, porque cada una de estas ciudades tenía su acueducto y sus presas de agua mucho más cerca. Juan Agustín Ceán Bermúdez, en Sumario de las antigüedades romanas que hay en España (1832), no duda en afirmar que se trata de un acueducto levantado por los romanos para conducir el agua a Llíria. Antonio Chabret, en su obra Sagunto. Su historia y sus monumentos (1888), descarta que hubiese servido para el abastecimiento de la ciudad romana de Saguntum.
En el acueducto de Peña Cortada coexisten dos tipos, el de acueducto puente y el de acueducto viaducto. En el primero se aúnan las técnicas ya resueltas del puente y del arco honorífico o triunfal que aquí se emplean sobre todo para salvar la rambla de Alcotas y el barranco de la Cueva del Gato con la monumentalidad requerida por sus autores para magnificar el poderío de su imperio. En el segundo tipo de acueducto de circulación libre por canal, canalis structilis, que Vitrubio aconseja cubrirlos para conservar mejor sus propiedades (que se aboveden para que el sol no alcance el agua), se despliega aquí, en su tramo excavado en roca, el dominio técnico romano en cuanto a sistemas de conducción de aguas, suficientemente demostrado en acueductos de tal importancia como Aqua Marcia, Aqua Appia y Aqua Iulia entre otros muchos.




Restos del acueducto romano de la Peña Cortada en el Bco. de Alcotas
11 de Octubre, 2011 a las 11,10 pm
Cámara Olympus E-510
Exposición 335''
Apertura f/6.3
Lente 10 mm
Velocidad ISO 100



Acueducto romano de la Peña Cortada desde el fondo del Bco. de la Cueva del Gato
12 de Octubre, 2011 a las 12,42 am
Cámara Olympus E-510
Exposición 415''
Apertura f/6.3
Lente 10 mm
Velocidad ISO 100



Acueducto romano de la Peña Cortada en el Bco. de la Cueva del Gato
12 de Octubre, 2011 a la 1,47 am
Cámara Olympus E-510
Exposición 399''
Apertura f/6,3
Lente 10 mm
Velocidad ISO 100



Viaducto de la Peña Cortada excavado en la roca
12 de Octubre, 2011 a las 2,44 am
Cámara Olympus E-510
Exposición 77''
Apertura f/7.1
Lente 10 mm
Velocidad ISO 100





No hay comentarios: